Salud

Peso y Cáncer: Medicamentos para la Pérdida de Peso Muestran Reducción en el Riesgo de Cáncer

Nuevos estudios revelan que los medicamentos para la pérdida de peso, como Wegovy y Ozempic, pueden reducir el riesgo de desarrollar ciertos tipos de cáncer en un 19%.

Salud

Peso y Cáncer: Medicamentos para la Pérdida de Peso Muestran Reducción en el Riesgo de Cáncer

Nuevos estudios revelan que los medicamentos para la pérdida de peso, como Wegovy y Ozempic, pueden reducir el riesgo de desarrollar ciertos tipos de cáncer en un 19%.

"La importancia de estos resultados radica en el impacto significativo que pueden tener en la salud pública",

- Afirmó un investigador en la conferencia de ASCO.

5/6/2024

Investigadores de múltiples instituciones han presentado recientes hallazgos que indican que los medicamentos para la pérdida de peso pueden tener un efecto adicional de gran importancia: la reducción del riesgo de desarrollar cáncer. Según los estudios presentados en la conferencia de la Sociedad Americana de Oncología Clínica (ASCO), celeberada en Chicago, medicamentos como Wegovy y Ozempic pueden reducir el riesgo de 13 tipos de cáncer relacionados con la obesidad en un 19%.

El análisis de datos de un estudio que involucró a 34,000 adultos con obesidad mostró que los pacientes que tomaron estos fármacos tenían la mitad de probabilidades de morir en un periodo de 15 años en comparación con aquellos que no los tomaron. Estos resultados se consideraron significativos dada la relación conocida entre la obesidad y varios tipos de cáncer. Además, se destacó que estos medicamentos, conocidos como agonistas de GLP-1, no solo ayudan a perder peso sino que también actúan en varias formas para prevenir diferentes tipos de cáncer, incluida la mejora en la supervivencia y la reducción de la recurrencia del cáncer de mama.

Los expertos aseguran que la reducción de peso no es el único beneficio que ofrecen estos fármacos. Los agonistas de GLP-1 actúan de diversas maneras para prevenir el cáncer, incluyendo la mejora en la apoptosis celular y la inhibición del crecimiento de tumores. Además, estos medicamentos también pueden reducir la inflamación crónica, un factor de riesgo conocido para el desarrollo de cáncer.

Un aspecto clave de la investigación es la observación del impacto del tratamiento en la sobrevivencia general de los pacientes que usan estos fármacos. Los estudios mostraron que aquellos tratados con agonistas de GLP-1 tenían una tasa de mortalidad significativamente menor durante el período de estudio de 15 años. La ASCO destacó estos hallazgos como un potencial cambio de paradigma en la prevención del cáncer entre personas con obesidad.

El impacto de los avances médicos no se limita a la oncología. En el campo de la otología, una nueva terapia genética ha mostrado resultados prometedores. Una terapia dirigida a la sordera hereditaria causada por mutaciones en el gen OTOF ha demostrado restaurar la audición en cinco niños tratados en ambos oídos. Esta terapia, conocida como AAV1-hOTOF, no solo permitió a los niños localizar sonidos sino también mejorar la percepción del habla en ambientes ruidosos.

El ensayo clínico, llevado a cabo en Shanghai, China, y liderado por Mass Eye and Ear, ha mostrado beneficios significativos y destaca el potencial de la terapia genética para abordar la sordera hereditaria. Los investigadores esperan expandir los ensayos a nivel internacional para confirmar la seguridad y eficacia de la terapia.

Algo Curioso



"La importancia de estos resultados radica en el impacto significativo que pueden tener en la salud pública",

- Afirmó un investigador en la conferencia de ASCO.

Jun 5, 2024

Investigadores de múltiples instituciones han presentado recientes hallazgos que indican que los medicamentos para la pérdida de peso pueden tener un efecto adicional de gran importancia: la reducción del riesgo de desarrollar cáncer. Según los estudios presentados en la conferencia de la Sociedad Americana de Oncología Clínica (ASCO), celeberada en Chicago, medicamentos como Wegovy y Ozempic pueden reducir el riesgo de 13 tipos de cáncer relacionados con la obesidad en un 19%.

El análisis de datos de un estudio que involucró a 34,000 adultos con obesidad mostró que los pacientes que tomaron estos fármacos tenían la mitad de probabilidades de morir en un periodo de 15 años en comparación con aquellos que no los tomaron. Estos resultados se consideraron significativos dada la relación conocida entre la obesidad y varios tipos de cáncer. Además, se destacó que estos medicamentos, conocidos como agonistas de GLP-1, no solo ayudan a perder peso sino que también actúan en varias formas para prevenir diferentes tipos de cáncer, incluida la mejora en la supervivencia y la reducción de la recurrencia del cáncer de mama.

Los expertos aseguran que la reducción de peso no es el único beneficio que ofrecen estos fármacos. Los agonistas de GLP-1 actúan de diversas maneras para prevenir el cáncer, incluyendo la mejora en la apoptosis celular y la inhibición del crecimiento de tumores. Además, estos medicamentos también pueden reducir la inflamación crónica, un factor de riesgo conocido para el desarrollo de cáncer.

Un aspecto clave de la investigación es la observación del impacto del tratamiento en la sobrevivencia general de los pacientes que usan estos fármacos. Los estudios mostraron que aquellos tratados con agonistas de GLP-1 tenían una tasa de mortalidad significativamente menor durante el período de estudio de 15 años. La ASCO destacó estos hallazgos como un potencial cambio de paradigma en la prevención del cáncer entre personas con obesidad.

El impacto de los avances médicos no se limita a la oncología. En el campo de la otología, una nueva terapia genética ha mostrado resultados prometedores. Una terapia dirigida a la sordera hereditaria causada por mutaciones en el gen OTOF ha demostrado restaurar la audición en cinco niños tratados en ambos oídos. Esta terapia, conocida como AAV1-hOTOF, no solo permitió a los niños localizar sonidos sino también mejorar la percepción del habla en ambientes ruidosos.

El ensayo clínico, llevado a cabo en Shanghai, China, y liderado por Mass Eye and Ear, ha mostrado beneficios significativos y destaca el potencial de la terapia genética para abordar la sordera hereditaria. Los investigadores esperan expandir los ensayos a nivel internacional para confirmar la seguridad y eficacia de la terapia.

Investigadores de múltiples instituciones han presentado recientes hallazgos que indican que los medicamentos para la pérdida de peso pueden tener un efecto adicional de gran importancia: la reducción del riesgo de desarrollar cáncer. Según los estudios presentados en la conferencia de la Sociedad Americana de Oncología Clínica (ASCO), celeberada en Chicago, medicamentos como Wegovy y Ozempic pueden reducir el riesgo de 13 tipos de cáncer relacionados con la obesidad en un 19%.

El análisis de datos de un estudio que involucró a 34,000 adultos con obesidad mostró que los pacientes que tomaron estos fármacos tenían la mitad de probabilidades de morir en un periodo de 15 años en comparación con aquellos que no los tomaron. Estos resultados se consideraron significativos dada la relación conocida entre la obesidad y varios tipos de cáncer. Además, se destacó que estos medicamentos, conocidos como agonistas de GLP-1, no solo ayudan a perder peso sino que también actúan en varias formas para prevenir diferentes tipos de cáncer, incluida la mejora en la supervivencia y la reducción de la recurrencia del cáncer de mama.

Los expertos aseguran que la reducción de peso no es el único beneficio que ofrecen estos fármacos. Los agonistas de GLP-1 actúan de diversas maneras para prevenir el cáncer, incluyendo la mejora en la apoptosis celular y la inhibición del crecimiento de tumores. Además, estos medicamentos también pueden reducir la inflamación crónica, un factor de riesgo conocido para el desarrollo de cáncer.

Un aspecto clave de la investigación es la observación del impacto del tratamiento en la sobrevivencia general de los pacientes que usan estos fármacos. Los estudios mostraron que aquellos tratados con agonistas de GLP-1 tenían una tasa de mortalidad significativamente menor durante el período de estudio de 15 años. La ASCO destacó estos hallazgos como un potencial cambio de paradigma en la prevención del cáncer entre personas con obesidad.

El impacto de los avances médicos no se limita a la oncología. En el campo de la otología, una nueva terapia genética ha mostrado resultados prometedores. Una terapia dirigida a la sordera hereditaria causada por mutaciones en el gen OTOF ha demostrado restaurar la audición en cinco niños tratados en ambos oídos. Esta terapia, conocida como AAV1-hOTOF, no solo permitió a los niños localizar sonidos sino también mejorar la percepción del habla en ambientes ruidosos.

El ensayo clínico, llevado a cabo en Shanghai, China, y liderado por Mass Eye and Ear, ha mostrado beneficios significativos y destaca el potencial de la terapia genética para abordar la sordera hereditaria. Los investigadores esperan expandir los ensayos a nivel internacional para confirmar la seguridad y eficacia de la terapia.

Algo Curioso



PODRÍA INTERESARTE
 

No tienes acceso

Necesitas una membresía para acceder al contenido de este sitio.
Por favor Regístrate o Ingresa